El BPA en el medioambiente

Se ha demostrado que el BPA se biodegrada con eficiencia en los sistemas de tratamiento de aguas residuales. Todo el BPA residual que se incorpora al medioambiente se descompone rápidamente y no se acumula en el medioambiente.

La gran mayoría del BPA producido se consume en centros de fabricación y solo los niveles muy bajos de BPA se liberan en el medioambiente. Estas liberaciones deben estar dentro de los límites considerados como aceptables por las autoridades normativas.  Las mediciones del BPA en el medioambiente han confirmado que cuando se detecta, el BPA está presente solo en niveles muy bajos, típicamente menor que una parte por mil millones en el agua superficial.

Se han realizado numerosos estudios validados para determinar qué le sucede al BPA en el medioambiente y el posible impacto medioambiental.

  • El BPA se biodegrada fácilmente y no es persistente en el medioambiente

    Los estudios de laboratorio, que usan pautas aceptadas internacionalmente de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo (OCDE), muestran que el BPA es esencialmente biodegradable con facilidad en el agua, lo cual significa que se descompone rápidamente y no persiste en el medioambiente. Otros estudios confirman que el BPA se degrada rápidamente en aguas superficiales reales y sedimento de una amplia variedad de regiones.

  • El BPA no se bioacumula

    Cuando los estudios de biomonitoreo detectaron BPA en arroyos y ríos en todo el mundo, las concentraciones típicas son inferiores a 1 microgramo por litro (partes por mil millones). Para visualizar esta concentración, 1 parte por mil millón es igual a 1 gota de BPA en 40000 galones o 150000 litros de agua.

    Los estudios de laboratorio mostraron que el potencial para que se acumule BPA está muy por debajo de los umbrales establecidos de preocupación. En función de los estudios, las agencias gubernamentales consideran que el BPA tiene un potencial bajo para la bioacumulación, lo cual significa que no se acumula en ninguna medida notable en organismos que entran en contacto con el BPA.

  • El BPA no es un riesgo para el medioambiente en los niveles actuales

    La toxicidad del BPA se midió en una amplia variedad de organismos acuáticos.

    En función de estos estudios, no se esperan efectos adversos en organismos acuáticos en concentraciones del BPA en el agua por debajo de 10 microgramos por litro. La comparación de este nivel “sin efecto” con valores medidos típicamente en aguas superficiales de 0,001 a 1,0 microgramos por litro indica que los ecosistemas acuáticos no están en riesgo a partir del BPA en el medioambiente.