Algunos recibos de papel térmico pueden contener BPA como un componente del recubrimiento sensible al calor que permite la impresión sin tinta. Esta tecnología de producción de papel ofrece una opción de impresión rápida, confiable y rentable.

En una investigación reciente sobre la seguridad de los recibos de papel térmico que contienen BPA llevada a cabo por la Agencia Danesa de Protección Ambiental se llegó a la conclusión de que estos productos son seguros para los consumidores. Según la agencia danesa, “los recibos no representan ningún riesgo para los consumidores ni para los cajeros que manipulan los recibos. Incluso en caso de embarazo y teniendo en cuenta la cantidad de BPA que también proviene de los alimentos”.

Conocemos mucho sobre la manera en que el cuerpo humano procesa las mínimas exposiciones a BPA gracias a las pruebas efectuadas en voluntarios humanos, y los datos disponibles indican que el BPA no se absorbe fácilmente a través de la piel. Además, los datos sobre biomonitoreo provenientes de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de los EE. UU. indican que la exposición total de los consumidores al BPA, incluida la exposición a los recibos, es extremadamente baja.